Mirada Nacional

#MIRADANACIONAL A 45 años de la entrada en vigencia de CITES: ¿cómo ha sido el comportamiento del Estado en la materia?

Luis Felipe Caneo

1 de Julio 2020

Un día como hoy, pero hace 45 años atrás, entraba en vigencia la Convención CITES en todo el mundo y dónde Chile fue uno de los primeros países en adherirse al acuerdo internacional que se firmó durante el año 1973 en Washington, Estados Unidos. La instancia tiene como fin proteger a los especímenes de animales y plantas sobreexplotadas por el comercio internacional, apuntando a evitar la desaparición de la flora y fauna en la tierra. 

En el aniversario 45° de la Convención CITES, la pregunta que surge es ¿cómo ha sido el comportamiento del Estado Chileno en los compromisos de proteger la flora y fauna en peligro, a lo largo del tiempo?. A juicio de los especialistas, si bien durante el último tiempo nuestro país ha registrado avances en la materia, como es el caso de la promulgación de la llamada ley Cites durante el mes de noviembre del 2016, todavía falta mucho camino por recorrer y, también, un mayor compromiso del Estado en la materia. 

De acuerdo a la abogada Florencia Trujillo, quién es especialista en CITES y miembro de Ecópolis Disciplinas Integradas, “si tuviésemos que evaluar el cumplimiento del Estado de Chile respecto a la Convención Cites, podríamos hacer referencia a tres frases: una declarativa, seguida de la incorporación de normas CITES a la legislación nacional y la que surge tras la promulgación de la Ley 20.962 referida a Cites”, manifestó la especialista, en entrevista con EPA news. 

La primera etapa es, acotó la jurista, “declarativa, en la cual el Estado subscribió la Convención y no la internalizo en la legislación nacional, eso hizo que se transformará en una norma muy difícil de aplicar tanto por los tribunales de justicia como a nivel administrativo”, indicó Trujillo. En términos temporales, podríamos situar esta fase entre 1975 y mediados de la década de 1990. 

Cites en las postrimerías del siglo XX e inicios del SXXI

Por su parte, el segundo período nació, explicó Florencia, “cuando en la Ley de Caza y su reglamento se incorporaron durante el año 1996 normas que se remiten de manera expresa a Cites (referentes al comercio indebido de especies Cites y la tenencia de especímenes Cites cuyos dueños no podían explicar el origen legal del animal, si se daba lo último se incurre en una infracción ) . Lo anterior generó regulación y establecimiento de sanciones administrativas y penales para los actos que contravengan estas normas”, comentó la abogada de Ecópolis. 

Tras la promulgación de las normas antes señaladas, hubo “mucha fiscalización y confiscaciones de especímenes que eran mantenidos por personas de manera ilegal”, dijo Florencia Trujillo. El problema de esto apuntaba a que “los decomisos se generaban sólo en el papel, especialmente en los circos. Se puede decir que el Estado chileno no tuvo la fuerza suficiente para realizar todos los decomisos que en derecho correspondía realizar. En otras palabras Chile no cumplió con la Convención Cites, al no actuar frente a una serie de situaciones de comercio indebido de especies”, enfatizó la experta. 

Un ejemplo de lo anterior es el caso de la elefanta Ramba, quién arribó a Chile a  mediados de 1997 proveniente de Mendoza y dónde fue internada  por el empresario Eduardo Val. Ese mismo año el Servicio Agrícola y Ganadero (SAG) decomiso al animal, pues su contrato de compra venta no respondía a los requerimientos que exige la Convención CITES; sin embargo, el animal quedó bajo custodia del infractor que un año más tarde la vendió a Joaquín Maluenda, del Circo Los Tachuelas. Como sabemos, luego de un largo juicio, se logró trasladar a Ramba al Parque Safari de Rancagua desde una parcela de La Pintana y posteriormente al Santuario de Elefantes en Brasil, lugar dónde finalmente falleció por una enfermedad renal crónica

El problema de fondo del Estado durante aquellos años, según la abogada Florencia Trujillo, se debió a que “había un interés de proteger la fauna autóctona, como es el caso del loro choroy y por el cual hubo confiscaciones. Pero, respecto a los animales exóticos que llegaron a Chile a través de los circos, hubo un incumplimiento por el Estado de Chile al no velar por ellos”, señaló Florencia, agregando que la relación entre los circos y los zoológicos existentes en la época desde la perspectiva del intercambio de animales nunca fue fiscalizada debidamente por las autoridades. 

Promulgación de la Ley Cites

El 20 de enero del año 2010, a través de una iniciativa de la entonces Presidenta Michelle Bachelet Jeria, se ingresó un proyecto de ley al Congreso para de ésta manera contar con una norma que diera cuenta de la Convención Cites y su aplicación.  Por esos años las críticas en contra del país en relación a los compromisos no concretados por la convención internacional arreciaban, bajo dos sentidos: a pesar del tiempo transcurrido, Chile no tenía una ley CITES y no se observaba una coordinación entre todos los actores involucrados para hacer un trabajo coordinado, en el cual no hubiesen organismos que eran juez y parte en los ámbitos de su injerencia. 

La Ley Cites fue promulgada durante el mes de noviembre del año 2016, casi 4 años han pasado desde entonces y “su implementación ha sido lenta, especialmente porque la institucionalidad medio ambiental en Chile es débil. Por eso debe haber un fortalecimiento de ésta última de manera integral y dónde CITES  es parte de ello, lo cual pasa también por decisiones estratégicas en torno a qué país nos gustaría construir”, manifestó Florencia Trujillo. 

Junto con fortalecer la institucionalidad ambiental, otro punto importante que identifica Florencia en relación a Cites es la necesidad de la participación ciudadana. Es clave, a juicio de la profesional, generar un empoderamiento ciudadano que haga sentir a las personas la problemática de la flora y fauna amenazada, además de Cites, como un tema cercano para todos y no una realidad lejana ligada a las autoridades y el ámbito de la academia. 

En definitiva, podemos decir que en relación a la Convención Cites falta mucho camino por recorrer en un proceso que debe estar en directa relación con la construcción de una política pública medio ambiental cuyo eje central sea la conservación de la biodiversidad. 


Desde las 19 hrs de este miércoles 1 de Julio, la invitación es a sumarse al conversatorio “A 45 años de la entrada en vigencia de la Convención CITES en Chile”. Los expositores serán la abogada Florencia Trujillo ( Ecópolis Disciplinas Integradas – Chile) y Mauricio Valiente (Secretario General de Codeff).

Cabe señalar que el conversatorio se transmitirá por EPA news (Facebook) y EPA Chile (Youtube). 

About the author

Luis Felipe Caneo

Luis Felipe Caneo