Mirada Nacional

#MIRADANACIONAL Necropsia realizada a Ramba confirmó que falleció a causa de su enfermedad renal crónica

Luis Felipe Caneo

10 de Febrero 2020

La enfermedad renal crónica que padecía hace años fue la causa de la muerte de la elefanta Ramba, rescatada desde el Circo Los Tachuela, así lo confirmo la necropsia realizada al cuerpo del animal que falleció en el Elephant Sanctuary Brazil, ubicado en el estado de Mato Grosso.

De acuerdo a lo informado por Global Santuary for Elephants, “los riñones de Ramba lucharon durante años para hacer su trabajo, filtrando residuos de su sangre. Se volvieron cada vez menos eficientes y fueron generando más residuos en su sangre:  si hubiese sido humana, habría estado en diálisis mientras esperaba una lista de trasplantes y lo cual  no es una opción con la medicina de elefante”, explicó la organización Global Sanctuary for Elephants, que fundó el Santuario en el país carioca. 

Cabe señalar que Ramba alcanzó a vivir en el lugar poco más de dos meses, donde arribó tras estar alrededor de seis años en el Parque Safari de Rancagua. Precisamente, al poco tiempo de llegar al recinto en la Región de Ohiggins, a través de los exámenes practicados, se detectó la enfermedad renal en Ramba.

Ramba en Brasil

Ramba en el Santuario de Elefantes de Brasil

Tras aquello, acotó Global Sanctuary for Elephants, “varios veterinarios estimaron que Ramba viviría menos de un año – otros dos elefantes cautivos en los Estados Unidos, con condiciones similares,  murieron luego de un año después de realizado el diagnóstico-. Pero todos los que formaron parte de su rescate estaban decididos a tratar de hacer más y verla en el santuario un día. Esto no era una enfermedad que nadie iba a curar, el objetivo era comprarle tiempo, darle amor, mantenerla cómoda, y llevarla a casa”, precisó la ONG en este sentido. En el caso de Chile, Ecópolis Chile Disciplinas Integradas coordinó la cadena de ayuda y amor respecto a Ramba.

La meta era llevarla al Santuario de Elefantes, más allá de su enfermedad renal crónica, pues el fin era entregarle una vida en libertad a Ramba como todo animal merece.

“Salir de Chile fue salir de la burbuja que habíamos creado para ella, una eterna paciente, desgastando sus patas artificialmente, luchando contra los fríos y calores extremos del clima rancagüino, con inviernos y veranos cada vez más inclementes, y en soledad. Una evidencia palpable del cambio se aprecia en cómo la piel de Ramba muta a un aspecto más saludable sólo una vez que puede exfoliarse e hidratarse naturalmente ¡en el santuario!, lugar que cuenta con los elementos y el clima para ser y parecer un elefante. No es una cuestión meramente cosmética, la salud de la piel en los elefantes impacta decisivamente en su calidad de vida”, reflexionó al respecto la abogada Florencia Trujillo, de Ecopolis, en una reciente entrevista con epanews.cl.

A pesar de la nostalgia por la partida de Ramba, hay tranquilidad en el equipo del Santuario de Elefantes. Esto, porque “Ramba llegó al Santuario y saltó todo, actuando como si hubiera estado aquí durante años. Mirando hacia atrás, parece que hubiera sabido que su tiempo era corto, y iba a aprovechar al máximo cada momento. Y lo hizo”, concluyó Global Sanctuary for Elephants. 

En definitiva, Ramba pudo disfrutar sus últimas semanas de vida en un ambiente de libertad animal, dejando atrás años de maltrato animal e indiferencia  humana en el Circo Los Tachuelas: una realidad que ningún animal debería padecer.

#SALUD El trabajo sanitario y veterinario realizado con Ramba, luego de su decomiso del Circo Los Tachuelas

About the author

Luis Felipe Caneo

Luis Felipe Caneo