Punto Legal Valparaíso

#VALPARAISO Condenan a individuo a 3 años de cárcel y el pago de una multa de 30 UTM a beneficio fiscal por tener a más de 20 canes en pésimas condiciones

Luis Felipe Caneo

28 de Agosto 2019

Durante la jornada de este martes, el Tribunal de Juicio Oral en lo Penal de San Felipe, Región de Valparaíso, condenó al ciudadano chileno Gonzalo Ariel Rebolledo (33 años) por el delito de maltrato animal en calidad de autor, por tener en una parcela de Llay Llay a un total de 21 perros viviendo pésimamente. La pena impuesta fue 3 años de presidio menor en su grado medio, multa de treinta UTM, las penas accesorias de suspensión de cargo u oficio público mientras dure la condena y la inhabilidad absoluta perpetua para la tenencia de animales.

La historia del caso comenzó a escribirse el 22 de julio del año pasado, ese día personal de la BIDEMA arribó a la parcela  situada en el Fundo Las Estrellas de Llay-Llay. Tras una primera inspección, personal policial ” se percató  de la existencia de 21 perros de diferentes razas en muy malas condiciones de tenencia: ya que se encontraban en espacios reducidos, encadenados, algunos sin agua ni alimento a disposición, y otros con agua de muy mala calidad, y a simple vista se observaba que tenían diferentes patologías físicas y de salud, además en el lugar se encontraban 3 ejemplares canes muertos”, se explica en el fallo judicial del Tribunal Oral en Lo Penal de San Felipe, al que tuvo acceso epanews.cl.

En el lugar, según establece la justicia en su resolución, personal de la PDI encontró:

-Un canino de raza Bull Terrier, que estaba amarrado  con una cadena de 2 metros anclada a una estaca. No tenía  agua ni comida.

-Dieciséis caninos de diferentes razas y tamaños, ellos estaban  en una construcción de material ligero. El  ambiente era  desaseado, no contaban con  agua y alimento.

*Habían  Bulldog Inglés, Bulldog Francés, Stafford Shire, cannes de Raza Pug, Bull Terrier, Mestizo Belga, Pitbull. Todos ellos se encontraban en pésimas condiciones de salud, presentando ceguera, otro con deformidad de uno de sus miembros delantero izquierdo y otro con problemas intestinales.

-Un canino Bull Terrier de color negro. El perro manifiesta conductas estereotipadas por estrés, amarrado con una cadena y sin agua y sin comida.

-Un canino de raza Pitbull encadenado, sin agua y sin alimento.

-Además de 2 perros  de raza Pastor Belga, ellos estaban  libres y uno de ellos tenía cojera en un miembro posterior izquierdo.

-3 perros, de distintas razas, ya fallecidos.

Tras los hechos de ese día, se inició una investigación del Ministerio Público, encabezada por el fiscal Julio Palacios Bobadilla, la cual derivó en el juicio oral que culminó en una condena por maltrato animal calificada por los expertos como histórica. Como querellantes de la causa estuvo la organización Organización por la Protección y Respeto de los Animales (OPRA), representada por la  abogada Alma Sánchez González.

La Condena

De acuerdo a lo decidido por el Tribunal de Juicio Oral en lo Penal de San Felipe -integrado por los jueces Rodrigo Cortés Gutiérrez, Paola Hidalgo Benavente  y Alejandra Araya Fuentes-, las condiciones del cumplimiento de la pena contempla el  pago en diez (10) parcialidades mensuales, iguales y sucesivas de tres (3) unidades tributarias mensuales cada una, a beneficio fiscal.

Asimismo, de acuerdo al artículo 8° de la Ley N° 18.216,  el tribunal “sustituye al sentenciado el cumplimiento de la pena privativa de libertad impuesta por la pena de RECLUSIÓN PARCIAL, por igual periodo que la pena privativa de libertad que se sustituye, bajo la modalidad de la reclusión nocturna, consistente en el encierro en un establecimiento especial de Gendarmería de Chile, entre las 22,00 horas de cada día hasta las 06,00 horas del día siguiente, debiendo presentarse ante dicha institución dentro de 5° día contado desde que esta sentencia se encuentra firme y ejecutoriada, con la finalidad de iniciar el cumplimiento de la pena, bajo apercibimiento de despacharse en su contra una orden de detención”, acota la resolución judicial.

También, se estableció  el comiso de 21 perros razas Bull Terrier, Bulldog Inglés, Bulldog Francés, Stafford Shire, Pug, Pastor Belga y Pitbull, los cuales serán entregados a OPRA.

OPRA se mostró conforme con la sentencia por el caso del maltrato animal, haciendo un llamado a denunciar los casos de maltrato animal respecto a los cuales las personas tengan conocimiento para, de ésta forma, evitar la impunidad en los delitos de maltrato animal. Asimismo, destacaron el trabajo del Ministerio Público, personal de la PDI y los jueces que participaron en este nuevo caso de maltrato llevado a la justicia.

Al final de cuentas, un juicio oral con un saldo positivo para la defensa de los derechos de los animales y donde el maltrato no quedo impune. Un camino que, muy probablemente, se replique en el caso de Cholito, precisan fuentes ligadas a tribunales, para que el sufrimiento del perrito brutalmente asesinado en Recoleta no quede impune.

About the author

Luis Felipe Caneo

Luis Felipe Caneo