Arica Notas Regionales

#ARICA La perrita atropellada que fue ayudada por un carabinero tiene insuficiencia renal a raíz del golpe

EPA news
Written by EPA news

Sigue el sufrimiento físico de Salma, la perrita poodle toy que fue atropellada en calle Juan Noé en Arica y que fue ayudada por un carabinero que la salvó de seguir siendo arrollada y que además obligó al taxista responsable del atropello a prestarle ayuda y llevarla al veterinario.

Tras terminar con las dos patas traseras fracturadas, Salma desarrolló una insuficiencia al riñón producto -según su dueña- del golpe que le dio el automóvil el 19 de octubre. “Han sido semanas duras, de harto dolor físico para Salma, ya se cumplieron dos semanas de su atropello y además de ese dolor ahora tiene insuficiencia renal y debe estar tres días con terapia de fluidos para poder salvar su órgano. Está llena de cáteteres, pero ella es muy fuerte, muy valiente, no se queja ni llora, pero si uno la ve bien, en sus ojitos se puede notar que le duele”, detalló su dueña, Carolina Muñoz a Soyarica.cl.

Carolina, la dueña de la perrita, optó por hacerle el tratamiento en Tacna, pues allí tenía que pagar $ 350 mil, en cambio en Arica el costo era de $ 500 mil más los costos de traer a la ciudad a un especialista en traumatología veterinaria. Para costear la intervención, hicieron colectas y recibieron donaciones de familiares.El hecho se registró cuando la madrugada del 19 de octubre una persona habría intentado ingresar al domicilio de Muñoz, pero como ella tiene 5 perros, los ladridos lo ahuyentaron. Lo que no se sabe bien es si durante su huida se llevó al can (que es de raza) o bien la perrita escapó al ver la puerta abierta.

Una vez que la mujer notó que le faltaba su perrita, salió a buscarla durante la madrugada, al no dar con ella subió lo sucedido a Facebook y solicitó ayuda. A la mañana siguiente le informaron que en la red social habían subido una foto en la que aparecía un perrito siendo ayudado por un Carabinero.El can era Salma, y había sido ayudada por el suboficial Fernando Zurita, quien al ver al animal atropellado, se bajó del carro policial en el que iba y se paró junto a la perrita para evitar que siguiera siendo arrollado por otros vehículos, pero eso no fue todo, ya que el taxista responsable del atropello no quiso prestar ayuda y quería irse del lugar, a lo que el uniformado no se quedó indiferente e instó al hombre a llevar al herido animal a una veterinaria.

Fuente: SoyChile.cl

About the author

EPA news

EPA news